Oración para un Bebé recién nacido

La Oración para un Bebé recién nacido te guiará a orar por ese pequeño ser que acaba de llegar a la familia.

Puedes usar esta oración para bendecir a tu bebé a solas o en público, ya sea en tu dormitorio o en la presentación de niños en la Iglesia.

Esta plegaria no es una ensalada de palabras y buenos deseos, sino que está basada en sabios versículos de la Biblia.


Lee ahora las breves reflexiones que puedes sacar de estos pasajes bíblicos:

________________________

Números 6:24-27

Este es un poderoso pasaje bíblico que el mismo Jehová Dios enseñó a Aarón y Moisés.

Usa estas palabras para bendecir a tu bebé diciendo: “Que el Señor te bendiga y te proteja, que sonría sobre ti y tenga compasión de ti, que te muestre su favor y recibas su paz”.

La instrucción de Dios es que cada vez que los líderes del pueblo bendecían así a la gente en SU nombre, entonces Dios mismo los bendeciría; haz tú lo mismo en favor de tu bebé recién nacido.

________________________

1 Samuel 1:27-28

Estos versículos son las palabras de la madre del profeta Samuel, y también serán tus palabras porque como madre/padre cristiano, seguramente tú orabas a Dios pidiendo por la vida de este pequeño ser que hoy es una realidad.

El pasaje es profundo porque la madre le dice a Dios: "Ahora se lo entrego al Señor, y le pertenecerá a Dios toda su vida". Si dices estas palabras y lo crees en tu corazón, tu bebé se convertirá en un gran siervo/a de Dios que hará historia.

La última línea dice que los padres de Samuel adoraron a Dios después de orar. Haz lo mismo; aquí tienes una oración de adoración.

________________________

Proverbios 22:6

Estas palabras fueron escritas por un sabio hombre que comprendió que el poder de la buena enseñanza, queda grabada en el corazón de los niños aun hasta que son mayores de edad, e incluso adultos.

Cuántas veces hemos oído decir a un anciano/a que recordaba las palabras de su padre/madre; ¿acaso tu abuelo/a no dijo alguna vez "mi papá/mamá me decía..."?.

Por tanto, asegúrate de enseñar a tu hija/o sobre la Biblia, el amor a Dios y al prójimo, desde sus primeros años de vida.

________________________

Salmos 127:3

El salmista declaró que los hijos son un regalo del Señor, son una recompensa de su parte; por tanto, comprende que los tienes que cuidar con esmero.

El regalo de un sabio es mucho más que una cortesía; Dios es sabio y conoce qué y cuándo regalarte.

Si Él determinó que este es el tiempo de que tú seas madre/padre, entonces tú tienes que saber que ahora es el momento perfecto para cuidar y guiar a ese bebé.

________________________

Jeremías 1:5

Nosotros los seres humanos ya podemos ver imágenes escaneadas del bebé aun en el vientre de su madre, pero NO le conocemos hasta que nace, crece y reacciona ante las diferentes circunstancias y situaciones de la vida.

Pero Dios le conoce a tu bebé aun antes de haberse formado en el vientre, antes de que naciera el sabio Dios ya creó un plan de vida para ese ser humano.

Por tanto, tienes que estar atenta/o a la voz del Espíritu Santo porque en su momento, Él te dirá el propósito de la vida de tu hija/o; guíale en ese camino, revélale ese plan y tu niña/o luego lo confirmará en su propio tiempo de oración con Dios.

________________________

Jeremías 29:11

Los padres, abuelos e incluso los hermanos mayores y tíos creen que saben lo que le conviene al niño/a, y con ello en mente podríamos cometer el error de diseñar un plan de vida para él/ella.

Pero si tú eres una mujer/hombre de fe, tienes que confiar que los planes que tiene Dios para tu bebé, son planes para lo bueno y no para lo malo, para darle un futuro y una esperanza que nadie ni nada podrá destruir, siempre y cuando tu hija/o obedece al Espíritu Santo.

________________________

Mateo 22:36-40

¿Qué le enseñarás a tu hija/hijo? Claro, la lista es larguísima :)

Pero asegúrate de que al tope de la lista se encuentren los dos mandamientos que enseñó Jesús:

- Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma y con toda tu mente.

- Amarás a tu prójimo como a ti mismo.

________________________

Lucas 2:40

Por último ora para que tu bebé crezca así como Jesús crecía.

La Biblia reporta que el futuro salvador del mundo sano y fuerte, que estaba lleno de sabiduría, y el favor de Dios estaba sobre él.

Si tu bebé crece como lo hizo Jesucristo, ¿Qué más puedes pedirle a Dios? :)

________________________

Ora por tu bebé:

Padre Celestial,

Gracias por este precioso bebé que vino a mi vida (menciona su nombre).

Gracias por este regalo que me has dado, yo lo cuidaré y oraré por él/ella todos los días.


Por favor ayúdame a cuidar de su vida así como tú esperas que yo lo haga.

Por favor extiende tu protección sobre su salud, e incluso guarda su cuerpo de accidentes.

Por favor envía a tus preciosos ángeles para que me asistan en todo para que este bebé crezca.


Deseo que mi bebé se desarrolle así como Jesús lo hizo.

Deseo tu bendición sobre este pequeño ser, y que tu paz y tu favor estén siempre con él/ella.

Deseo que mi bebé se convierta en niño/a, en joven y luego en un adulto que te ama a ti y a su prójimo.


Gracias por escogerme a mí como su madre/padre.

En el nombre de Jesús,

Amén


___________________________

Qué bueno que haz hecho esta Oración para un Bebé recién nacido!.

Pero si esta es la primera vez que estás orando a Dios, entonces quiero invitarte a hacer una oración MUY IMPORTANTE.

Esta oración no solo bendecirá tu presente, sino también tu futuro, incluso tu eternidad; haz hoy...


___________________________

Tu Comentario

Qué opinas de la Oración para un Bebé recién nacido?.

Favor escribe tus comentarios abajo.

Gracias!

1 comentario:

  1. ¿Cuál es la bendición más grande que deseas para tu bebé?

    Describe aquí y oremos juntos para que así sea.

    ResponderEliminar

- Comenta algo. Tu opinión es importante para nosotros.

- Escribe tu pedido de oración y/o un testimonio.

- Sé breve, pero incluye los datos importantes.

- Usa una cuenta de Google (@gmail.com).

- Lee la respuesta en 15 días aprox.

Gracias por escribir y comentar!.